¿Alguna vez has escuchado del yoga hammock, Yoga aéreo o aeroyoga? En esta entrada te contamos de qué se trata esta nueva disciplina que le ha dado un giro a cómo practicamos yoga y hacemos esta actividad un poco mas lúdica.

El yoga hammock es un estilo de yoga que utiliza el peso del cuerpo en suspensión, el cual es sostenido por un columpio de tela muy liviano llamado hamaca, y en algunas ocasiones, de dos manillas auxiliares. Es un ejercicio que permite potenciar las virtudes relajantes y físicas del yoga convencional. Sus principales conceptos son la suspensión y la ingravidez; gracias a estas características especiales, podemos realizar ejercicios de técnicas muy variadas, como Pilates o danza contemporánea, también incluye técnicas del Ayurveda y de la gimnasia holística. Todo junto en un ambiente relajado realmente garantiza muchos beneficios para la salud física, pero también emocional y por supuesto espiritual.

d18_199_181_0004_600

¿En qué consiste esta práctica?

Como ha sido mencionado consiste en realizar posturas con el cuerpo suspendido de la hamaca entonces, al estar sostenido por esta, posiciones como el arqueamiento de espalda se hacen más amigables para las personas, mucho más que cuando son realizadas, por ejemplo, en una clase de yoga de suelo.

En nuestro centro las clases, de 50 minutos, son para un máximo de 5 alumnos y cada uno tiene su propio columpio. Se comienza con el saludo al sol para luego incorporar el columpio en todas las posturas, ya sea para sostenerse, o colgar. Primero se elonga y calienta la musculatura con assanas y luego se tonifica con ejercicios de pilates para abdominales y vinyasas para mantener el cuerpo caliente, preparándolo así para las posturas más exigentes en el columpio, asociadas al circo, que son figuras invertidas, de mucha resistencia, y donde se ocupan todos los músculos del cuerpo para sostenerse.

La principal diferencia de este tipo de yoga es que todas las posturas de inversión, como el pararse de cabeza, que en el suelo requieren mucho trabajo muscular, acá se pueden hacer sin problemas, porque se sostiene el cuerpo en la hamaca, la cadera está firme y se puede dejar el resto del cuerpo suspendido

 

¿Cuáles son los beneficios del aeroyoga?

1. Debido a que hay gran variedad de posiciones invertidas, ya que está en suspensión, contribuye al drenaje linfático y circulatorio, reactiva el sistema respiratorio, mejora el aparato digestivo y fortalece el sistema urinario.

2. Se recomienda hacer yoga aéreo en el caso de tener mucho dolor de espalda o cuello ya que estira la columna y descomprime las vértebras. También permite tener piernas y brazos más flexibles, fortalecer las articulaciones, reforzar la salud ósea y muscular. Esta variante del yoga tiene menos impacto en el núcleo espinal y tonifica al mismo tiempo que te diviertes

3. Como todas las actividades cardiovasculares, también mejora la resistencia y activa la musculatura del ‘core’ (abdomen, glúteos y parte baja dela espalda).

4. En el plano emocional, es bueno saber que el yoga aéreo es un remedio muy eficaz para combatir la ansiedad, el estrés y los nervios. A su vez, es un relajante emocional que nos ayuda a dormir mejor, a dejar de lado las fobias y a reconectarnos con nosotros mismos.

5. Aquellas personas que lo practican con asiduidad tienen más consciencia de su cuerpo y de sus capacidades artísticas. Esto quiere decir que les permite expresarse mejor con el cuerpo y además que aumenta la creatividad.

6. El aeroyoga aumenta el flujo de sangre en la cabeza y los capilares faciales, y los folículos pilosos del cuero cabelludo reciben más oxígeno y nutrientes, lo que otorga una apariencia más bella.

Son muchos más los beneficios del aeroyoga que podemos mencionar, redefine la silueta y adelgaza, es un potente anti-edad, nos permite controlar nuestro cuerpo, se recomienda para rehabilitación de lesiones y combate celulitis o flacidez.

hammock

¿Existen dificultades a la hora de practicar aeroyoga en personas con poca flexibilidad?

No se necesita flexibilidad especial. Por el contrario, la idea es conseguir la flexibilidad a través de la práctica, la cual, de forma regular se logra muy rápido, a pesar de lo que normalmente se piensa. Es un deporte que puede ser practicado por todo el mundo, salvo por mujeres embarazadas y personas con vértigo crónico.

Pero no creas que es todo tan sencillo, debes asistir dispuesto(a) a dejar tus brazos en la hamaca las primeras sesiones, y no te desanimes si no logras las poses al primer intento, se requiere disciplina para desarrollar la fuerza y técnica necesarias para poder conseguir una secuencia con poses que se vean lo más estéticas posible. Pero sólo necesitas que traer el entusiasmo y ropa cómoda.

Anímate a probar esta disciplina que trae tantos beneficios tanto físicos, como mentales y emocionales.